Saltear al contenido principal

La música, la meditación y el yoga tienen algo en común

La Música, La Meditación Y El Yoga Tienen Algo En Común

Para aprovechar al yoga y a la meditación como herramientas útiles que mejoren nuestra calidad de vida, es esencial mantener la práctica continúa de estas disciplinas.

Bien podemos alcanzar este objetivo de manera individual, con el ejercicio mental y físico en un entorno de intimidad, o también a través de la práctica colectiva, acompañados de otras personas, en un espacio dotado con las condiciones ideales.

Sin embargo, optar por el ejercicio del yoga y la meditación de forma individual o colectiva ofrece un producto distinto a quien o quienes lo practican. Las condiciones del entorno, las personas participantes, la atención y concentración logradas durante la sesión, entre otros factores, influyen en los resultados que se pueden obtener practicando yoga y meditación solo o en grupo.

Sobre este tema, el médico y consejero espiritual Deepak Chopra ha opinado que “aunque la meditación es una práctica individual por naturaleza, el efecto resonante de hacer esta actividad en grupo hace que tenga una mayor profundidad personal y social”.

Con esa idea coincide Raúl Hernández Amillano, profesor de yoga y meditación en el Centro Henri Lenaerts, definiendo como “espacios grupales para la autoexploración” a las sesiones en las que se ejercita la meditación y el yoga. “Nos autoexploramos en una práctica individual, íntima e interior, pero sí que es verdad que cuando escucho el proceso del otro que me acompaña, se crea una resonancia en mí que tiene incidencia en mi proceso y viceversa, es decir, el otro también lo experimentará”, explica.

El proceso común que se genera tras la práctica meditativa o de yoga grupal da lugar a una interacción de mayor profundidad y con un importante valor en el ejercicio espiritual para el bienestar personal y colectivo. “En realidad para comprender y estar con el otro hace falta que no estés con tus miedos, tus prejuicios, tus historias… porque cuando ‘no estás’ habrá comprensión, compasión, exaltación de aquello que se está viviendo… es su proceso, pero pasa a convertirse también en el mío”, sostiene Raúl Hernández Amillano.

Aunque la meditación es una práctica individual por naturaleza, el efecto resonante de hacer esta actividad en grupo hace que tenga una mayor profundidad personal y social.

Armonía grupal

Esa armonía a mayor escala que se puede lograr con la práctica grupal de la meditación y el yoga es comparable a la que se alcanza al producir música en grupo, en lugar de hacerlo de manera individual.

«Es interesante la experiencia de estar con otros que están en la misma sintonía que tu, ya que no es lo mismo meditar solo en casa que hacerlo con otros. Podríamos utilizar una metáfora musical para explicarlo: no es lo mismo practicar tú solo con tu instrumento que ensayar en la orquesta”, considera Ana Aliende, secretaria del Centro Henri Lenaerts y conocedora de las disciplinas.

Ana resalta, además, que aunque todos los participantes de la experiencia son importantes, existe una persona clave en el proceso grupal. Se trata del facilitador, quien dirige la sesión de meditación o yoga, debido a que es quien, con su guía, coordinará un proceso común a todos, pero llevando también su propio proceso personal.

“Se debe destacar la importancia del vínculo que se crea en este tipo de prácticas, en el sentido de que cuando meditas con otros habrá una variación en la manera en la que te percibes, percibes al otro y percibes dónde estás. Ese movimiento sutil, técnicamente, diríamos que es el ser moral, aquello que va modificando tu manera de estar, que es tu manera de ser”, comenta Ana.

Y concluye volviendo a la metáfora de la música: “cuando tocas un instrumento estás muchas horas con él solo, pero lo interesante es tocar con otros, ensayar con otros. Es un experimento, no sabes lo que va a resultar y con cada ensayo será distinto. Si tú estás ahí, a ti te llega el proceso del otro, el cual te ofrece un valor, un bienestar, una ruptura”.

No es lo mismo practicar tú solo con tu instrumento que ensayar en la orquesta. Pasa igual con la práctica del yoga o la meditación. 

De interés

Si te animas a probar la meditación y el yoga en grupo, estás invitado a nuestro próximo seminario de yoga, meditación y relajación. Revisa las fechas de las actividades y apúntate. Si quieres aclarar alguna duda, esperamos tu llamada o mensaje.

Volver arriba