Saltear al contenido principal

Arte: una poderosa herramienta para los niños

Arte: Una Poderosa Herramienta Para Los Niños

El pasado mes de julio se realizaron en el Museo de Navarra los tradicionales talleres de verano ofrecidos a niños y niñas de la comunidad foral.

Los talleres, que se desarrollaron en castellano y euskera, tenían como objetivo fomentar la observación y creatividad de los niños a través del análisis didáctico a piezas de arte como esculturas, pinturas, dibujos, que en esta ocasión fueron de la autoría de Henri Lenaerts, artista invitado a la exposición temporal del Museo de Navarra.

Fue muy satisfactorio conocer cómo a través de estos talleres y la figura de Henri Lenaerts, los niños pequeños se acercaron al arte escultórico, “que es a menudo marginado por los colegios”, como lo apuntó en Diario de Noticias de Navarra Sonia Ilzarbe, educadora artística de ‘La Chincheta Bruna’, organización a cargo impartir los talleres.

Entender el método de trabajo del artista, conocer el tiempo que requiere producir cualquier obra de arte o establecer un diálogo común entre todos los participantes sin importar la edad o el conocimiento de cada uno, son algunos de los resultados alcanzados que destacan los organizadores de estos talleres.

Este tipo de experiencias relacionadas con la educación artística deberían ser más comunes y accesibles en nuestros entornos, debido a la enorme importancia que tienen artes como el dibujo, la escultura o la pintura en el desarrollo integral de niños y niñas.

El arte escultórico es a menudo marginado por los colegios”.

Principales beneficios en los niños pequeños

Es conocido que cuando los niños participan en actividades artísticas expresan con mayor facilidad sentimientos, emociones y sensaciones a través de la práctica. Y es esta experiencia continuada la que les permite potenciar muchas de sus capacidades.

Especialistas han señalado que adentrarse en el arte es positivo a cualquier edad. Sin embargo, la infancia temprana es el período idóneo para enseñar a los niños las distintas disciplinas artísticas que existen, ya que es una etapa en la que hay mayor capacidad de asimilar cualquier tipo de aprendizaje, lo que permite que el niño mejore en muchos ámbitos.

Dentro los principales beneficios que se destacan están: ayuda al desarrollo de la psicomotricidad fina, impulso a las capacidades de escritura y lectura; fortalecimiento de la creatividad y aumento de la autoconfianza, ya que las actividades artísticas contribuyen a la formación de su personalidad y madurez psicológica. Otros expertos también señalan ventajas como mejora en la comunicación, estimulación de ambos hemisferios cerebrales y mayor capacidad de concentración.

Cuando los niños participan en actividades artísticas expresan con mayor facilidad sentimientos, emociones y sensaciones”.

Arte y pensamiento crítico

Por su parte, María Acaso, profesora de Educación Artística en la Facultad de Bellas Artes de la Universidad Complutense de Madrid, ha profundizado en la reflexión. Advierte en una entrevista que no hay que entender el arte para niños o la educación artística que se dirige a ellos como actividades simples. “No hay que olvidar que se puede trabajar en muchos formatos y para cualquier edad, dentro y fuera de las aulas, porque es un vehículo de conocimiento. Y no solo de expresión. El análisis y la producción de productos y expresiones artísticas son actividades relacionadas con la producción de conocimiento crítico (…) No se trata de embellecer, de que (la educación artística) sea una sirviente visual, sino de pensar, generar conocimiento. Y así hacer ver a los estudiantes que las artes visuales pueden cambiar el mundo. No solo sirven para adornarlo”.

La obra intelectual y artística de Henri Lenaerts invita a reflexionar, entre otras cosas, sobre el mundo que habitamos y que hemos transformado, sobre los actos de la vida cotidiana, sobre el equilibrio físico, psíquico y mental del hombre y de la mujer, sobre la necesaria armonía que ha de existir para que la humanidad avance hacia una mejora de las condiciones de vida.

A través de la exposición “Henri Lenaerts. Su búsqueda, su silencio” o de las visitas guiadas a la casa museo y la colección permanente en Irurre, la obra de Lenaerts siempre estará a la espera de ser descubierta por los más pequeños.  

El análisis y la producción de productos y expresiones artísticas son actividades relacionadas con la producción de conocimiento crítico”.

Volver arriba